barcelona.jpg

La tasa por turistas está de moda y Barcelona ha decido cobrar a los turistas 1 euro, algo que desde luego es una pena, porque seguro que no es una medida que guste, no sólo por el euro, sino por el hecho de cobrarte por conocer una ciudad y por incluso dejar mucho dinero en ella, como en el caso de los turistas que están varios días alojados en los hoteles de la ciudad y comiendo en los restaurantes. Al alcalde de Barcelona no le parece suficiente y por ello quiere ahora cobrar un euro extra a los turistas, algo que puede resentirse en la llegada de vuelos a Barcelona debido a que no guste mucho esta medida entre los turistas.

Es una pena que una medida así salga adelante y que se extienda por todas las ciudades del mundo, porque lo único que se pretende es aprovecharse de los turistas y sacarles el máximo dinero posible, tal y como hace el Gobierno. De momento es Barcelona pero esto abre la veda para que muchos ayuntamientos vean una buena medida para sacar un buen dinero y puedan aprovecharla para cobrar un dinero extra a cada turista que visite la ciudad, algo realmente lamentable.

En tiempos de crisis se quiere sacar dinero de todo lo que se pueda y los turistas es uno de los flancos más débiles en este sentido, porque muchos de ellos no dejarán de visitar las ciudades aunque les cobren por visitarlas, ya que un euro se lo puede permitir cualquiera. Lo lamentable es que la ciudad de Barcelona se quiera aprovechar del turismo para sacar un dinero extra, algo por lo que siempre están esperando los gobernantes.

Foto|Flickr